Con la diabetes, de dinero no se habla

Todavía considero esa como una de las más importantes lecciones que me dieron mis padres, los padres de mi esposo y que tanto él como yo recordamos casi diariamente a nuestros hijos. “De dinero no se habla”.

Diabetes equipment in a wave greem backgroundFotos: 6 maneras de vencer la diabetes y mejorar la salud

Pero, para la persona que padece de diabetes tipo 1 o para sus familiares, el tema del dinero es una constante. ¿Por qué? se preguntarán. Porque manejar exitosamente la diabetes requiere de una cantidad de medicamentos y parafernalia de uso diario que es francamente considerable. Aparte, para que una persona diabética pueda gozar de una vida estable, activa y plena, algo que todos queremos y se puede lograr, también necesita educación y el cuidado consistente de sus médicos, el monitoreo de su condición, la prevención y el tratamiento de aquellas complicaciones que puedan surgir en el camino.

Si recordamos que aún no existe la cura para la diabetes tipo 1 —una vez el cuerpo se ensaña contra su propio páncreas por causas aún desconocidas y lo “mata”— pues estamos hablado de un gasto de dinero para toda la vida.

Suscríbete a nuestro boletín

Noviembre es el mes de crear conciencia mundial sobre la diabetes, una condición incomprendida por muchos. Para que vean el por qué la comunidad de activistas y educadores se enfoca en las necesidades de proveer todo suministro y terapias esenciales de forma gratuita, subsidiada o mediante cobertura óptima de las aseguradoras de salud, hoy quiero hacerles un desglose de los gastos continuos que enfrenta un paciente diabético. Les doy los precios del mercado en Nueva York:

 

  • Insulina rápida: $600-$750 mensual por 3 botellitas de 10ml de Humalog
  • Insulina lenta: $300-$400 mensual por 5 plumas de Lantus
  • Jeringuillas: $25 mensual por 2 cajas de 100 jeringuillas de insulina
  • Monitor de glucosa en sangre: $20 inicialmente, hasta que se dañe por el uso
  • Tirillas reactivas para glucómetro: $320, mensual por 2 cajas de 100 tirillas
  • Medicamentos de apoyo: $600-$1,200 mensual, para prevenir condiciones secundarias como hipertensión, neuropatías, problemas visuales y síndrome metabólico.
  • Glucagón (en inglés) o medicamentos de rescate: $300-400 por 1 estuche de rescate.

 

Y esto es solo el comienzo. Quien goza de poder aplicar la tecnología a su manejo de diabetes, incurre en estos otros gastos:

 

  • Bomba de insulina: $7,000 gasto inicial
  • Cánulas de infusión: $100-200 mensual
  • Cartuchos de reserva de insulina $25-50 mensual
  • Sistema de monitoreo continuo de glucosa: $1,500 gasto inicial
  • Sensores y transmisor continuo de glucosa: $350 mensual

 

Además:

 

  • Consulta médica bimensual o trimestral: $500 cada visita al endocrinólogo.
  • Súmenle los 2 o 3 doctores especialistas adicionales que usualmente son necesarios: Oftalmólogos, nutricionistas, gastroenterólogos, psicoterapeutas, ortopedas, etc.
  • Laboratorios: $200

 

Se deprime cualquiera.

Si bien desde la implementación de Ley de Reforma del Sistema de Salud, el Affordable Care Act (ACA, por sus siglas en inglés), los residentes de Estados Unidos no pueden ser excluidos de ser cubiertos por las aseguradoras bajo el pretexto de padecer una condición preexistente, esto no fue así en el pasado. Muchas familias diabéticas cargan el legado de endeudamiento y dificultad económica por haber recibido durante años las temidas cartas de exclusión de cobertura. En mi opinión, las aseguradoras de salud ya están mal acostumbradas a hacerse los difíciles en cuanto a la aprobación de la cantidad adecuada de suplidos mensuales y medicamentos para el diabético tipo 1. Todavía hay que batallar con estas entidades para que cumplan con las directrices de nuestros doctores y no sean ellas las que dicten qué es médicamente necesario o no, las cantidades de suministros con cobertura mensual o para que paguen a nuestros suplidores. Créanme, tantas preocupaciones le hacen un hoyo en el estómago a cualquiera.

Pero atención, ACA no aplica a los ciudadanos estadounidenses que viven en el exterior. A diario leo comentarios de dolor, frustración y angustia de la comunidad de diabéticos y sus familias en Santo Domingo, México, Colombia, Centro y Sudamérica, desesperados porque en nuestros países no se apoya a los diabéticos en el cumplimiento de sus necesidades más básicas para sobrevivir. Estamos hablando de situaciones de vida o muerte en algunos casos y eso a mí me duele.

Descuentos en Salud y Bienestar: Ahorros de hasta un 30% en un estilo de vida más sano.

Por eso hoy me uno al llamado de urgencia por un mejor acceso a educación y suplidos para diabéticos. También hago un llamado a los patronatos de ayuda al paciente a activarse e implementar todas las iniciativas para poder brindar apoyo al paciente que no tiene el dinero para manejar su condición.

Y si ustedes tienen la posibilidad de donar o brindar ayuda a alguna entidad de apoyo al paciente diabético, por favor hágalo.

Reciban salud hoy y siempre.

¡A cuidarse!

También te puede interesar:

 

Página de inicio de AARP

Foto de celsopupo via istockphoto.com

*Recuerda que los costos de los medicamentos varían por estado y dependen, en gran medida, de la cobertura de medicamentos que tenga tu seguro médico.

 

0 comments