La verdad sobre la brecha salarial de género en EE.UU.

Que a las mujeres en Estados Unidos les paguen menos que a los hombres no es un secreto. Pero la brecha salarial persiste aún cuando ambos tienen el mismo trabajo con las mismas cualificaciones, y la discrepancia de sueldos se amplía más en la medida que escalan más y desarrollan sus carreras en las compañías.

Fotos: 25 mujeres que dominan el mundo

Así lo confirma un nuevo informe realizado por PayScale: mientras las mujeres más suben en la escala de empleos, mayor es la disparidad entre lo que ganan en relación a lo que reciben sus pares masculinos en las mismas posiciones y con las mismas tareas.

En general, las mujeres estadounidenses ganan 74 centavos por cada dólar que gana un hombre, concluyó PayScale tras analizar los datos de más de un millón de personas.

“La brecha salarial de género es totalmente real”, dijo Aubrey Bach director editorial senior de PayScale Inc. “La mitad o más de nuestra fuerza de trabajo son mujeres, pero todavía no están progresando al mismo nivel de los hombres”.

Suscríbete a nuestro boletín.

Women workersLos factores que potencian este resultado son:

1. Tipo de trabajo: Los hombres siguen copando las industrias y empleos con salarios altos.

2. El nivel del trabajo: Los estudios muestran que la diferencia de ingresos entre hombres y mujeres aumentan a medida que las mujeres ascienden.

3. Matrimonio y familia: A pesar de que cada vez son más los hombres que afirman dar prioridad a la familia por sobre el trabajo, las mamás trabajadoras tienen la mayor diferencia de sueldos con respecto a sus pares masculinos también casados.

4. Prejuicios: Pese al avance que han logrado las mujeres en el mercado laboral, siguen presentes las creencias arraigadas durante siglos. Menor productividad y eficiencia, liderazgo y situaciones de salud siguen poniendo en duda la labor femenina en las empresas, pese a que las estadísticas muestren lo contrario.

El informe también reveló que no hay ninguna industria ni ningún estado donde las mujeres ganen lo mismo o más que los hombres.

Un punto crucial es que los empleos más comunes para las mujeres tienen una menor remuneración que los trabajos ‘habitualmente masculinos’. En Estados Unidos, ellas tienen más probabilidades de ser trabajadoras sociales, secretarias y enfermeras, mientras que los ellos laboran más a menudo como gerentes, ingenieros y trabajadores de TI.

Pero la diferencia salarial persiste incluso cuando hombres y mujeres tienen el mismo trabajo. Es más pequeña, pero se mantiene.

Ahorra en tus compras con los descuentos de AARP

La brecha crece en la alta dirección y las minorías

Cuando las personas comienzan a trabajar recién graduadas, la brecha es angosta. Pero se amplía con el tiempo. Para el momento en que las mujeres llegan a copar los puestos directivos altos, aumenta la diferencia.

“¿Por qué es mayor la brecha salarial a nivel ejecutivo? Uno asumiría que las mujeres que llegan a esos niveles son grandes negociadoras. Así que creo que hay más factores en juego,” dice Lydia Frank, directora editorial senior de PayScale.

Sólo 5% de los CEO en las empresas que componen el S&P 500 son mujeres, según un análisis de CNNMoney. Incluso, al analizar la ‘alta gerencia’ —lo que se conoce como C-suite o los cinco primeros cargos en cada empresa— se puede ver que sólo 16.5% de esos puestos de liderazgo los ocupan mujeres.

Los expertos dicen que el problema es doble: las mujeres no llegan a más puestos de alto rango en las mismas tasas que los hombres y, si lo logran, no reciben lo mismo. “Las mujeres suelen pagar un costo profesional superior hasta por solicitar un aumento”, dice Frank.

Aunque muchos estadounidenses son conscientes de que las mujeres ganan entre 75 y 80 centavos por cada dólar que reciben los hombres, las mujeres de minorías reciben una remuneración todavía inferior.

Las afroamericanas sólo ganan alrededor de 64 centavos por cada dólar que se le paga a un caucásico. Y a las hispanas les va aún peor, reciben 54 centavos por cada dólar que gana un caucásico.

También te puede interesar:

 

Página de inicio de AARP

Foto: PeopleImages/istockphoto