aarp south carolina

Utilities SQ
El verano ha llegado, y se pronostican temperaturas muy altas en casi todo el país. De nuevo nos quedaremos en nuestros hogares, oficinas, cafés y centros comerciales con aire acondicionado. Y todo eso tiene un costo —un gran costo— en la forma de facturas mensuales de electricidad más altas que cualquier persona con ingresos fijos encontrará difícil de pagar. Lo que gastan los consumidores en electricidad para sus hogares se basa principalmente en cuánta energía consumen. Por eso es que los aumentos en las facturas de electricidad frecuentemente están relacionados con los cambios en la temperatura exterior. Según la U.S. Energy Information Agency, la familia típica en Estados Unidos pagará un promedio de $426 por la electricidad este verano, un aumento de aproximadamente un 3% en comparación con el verano pasado. A muchos jubilados, como Lucille Moore, residente de Indianápolis de 84 años, sencillamente no les alcanza el presupuesto para los gastos más elevados de los servicios públicos. "Muchos adultos mayores toman medicamentos costosos, y muchos no pueden salirse del presupuesto para pagar facturas inesperadas (de los servicios públicos) como esta", dice Moore. Moore, voluntaria de AARP Indiana y trabajadora jubilada de una fábrica de productos electrónicos, ya está luchando con su proveedor de electricidad, Indianapolis Power & Light Co. (IPL), por los aumentos inexplicables en su cuenta. Su factura de electricidad se disparó en febrero a $344, algo impresionante dado que ella normalmente paga unos $100 al mes. Algo que empeorará la situación para Moore y otras personas en Indianápolis es que IPL desea cobrar un cargo nuevo mensual que representa un aumento, de $17 a $27, para prácticamente todos los clientes de servicios públicos antes de que ni siquiera enciendan una luz. AARP Indiana está luchando contra este cargo —tanto como otras solicitudes de ingresos— con los que IPL recibiría $97 millones al año. Las oficinas estatales de AARP están trabajando arduamente para ahorrarles dinero a los consumidores como Lucille en sus facturas mensuales de servicios públicos. Estas son las actividades que se han llevado a cabo recientemente en varios estados:
Utilities SQ
Summer is here, and for most parts of the country, it’s predicted to be a hot one. Once again, we’ll hover in air-conditioned homes, offices, coffee shops, and shopping malls. And all of that comes with a cost – a big cost – in the form of higher monthly electricity bills that anyone on a fixed income will find hard to swallow. The amount that customers spend on electricity for their homes is based primarily on how much power they use. That’s why upticks in electricity bills are often tied to changes in outside temperature. The typical U.S. household will spend an average of $426 for electricity this summer, an increase of about 3 percent from last summer, according to the U.S. Energy Information Agency. For many retirees, like 84-year-old Lucille Moore of Indianapolis, there just isn’t room in the budget for higher utility costs. “A lot of seniors are on expensive medication, and a lot of them can’t afford to deviate with unexpected (utility) bills like this,” says Moore. An AARP Indiana volunteer and retired electronics factory worker, Moore is already fighting her electricity provider, Indianapolis Power & Light Co., over unexplained recent spikes in her bill. Her electric bill shot up in February to $344, a shocker considering she’s usually charged about $100 a month. Making matters worse for Moore and others in Indianapolis, IPL wants to impose a new monthly charge of $27, up from $17, on nearly every utility customer before they even turn a light on. AARP Indiana is fighting this charge – along with other revenue requests – that would give $97 million a year for IPL. AARP state offices are working hard to save customers, like Lucille, money on their monthly utility bills. Here’s a look at recent activity in a few states:
worknsave_square_espanol
A mi padre le gustaba compartir esta bendición irlandesa con nosotros: "Que siempre haya trabajo para tus manos. Que en tu bolsillo haya siempre una moneda o dos". Todos buscamos la olla de oro al final del arcoíris. Pero por lo general, no tenemos la suerte de simplemente encontrarla: tenemos que dedicar nuestro tiempo, energía y determinación para ganarla. Lamentablemente, muchas personas que trabajan sin descanso durante toda su vida no tienen forma de ahorrar para su jubilación en el trabajo. ¿Cuántas personas? 55 millones. Estos empleados a menudo trabajan para empresas pequeñas que no ofrecen los planes tradicionales de jubilación. Los motivos que alegan los empleadores son el alto costo y la carga administrativa. Sin embargo, las investigaciones en todo el país muestran que las personas tienen 15 veces más probabilidades de ahorrar para la jubilación si pueden hacerlo a través de su trabajo. Es por eso que AARP apoya la iniciativa Trabajo y Ahorro: programas de jubilación patrocinados por los estados que les facilitan a las empresas ofrecer opciones de ahorros para la jubilación a sus trabajadores y les dan a los empleados la oportunidad de tomar el control de su futuro financiero. Como ya comienza a verse en distintos estados del país, los programas de Trabajo y Ahorro benefician tanto a empleados como a empleadores. Programas estatales de Trabajo y AhorroEn el 2017, Oregón fue el primer estado del país que lanzó esta solución innovadora que permite que los empleados ahorren para la jubilación a través de deducciones del cheque de nómina, sin ningún costo continuo ni riesgo para el empleador. Desde el lanzamiento del programa OregonSaves, alrededor de 4,500 trabajadores de ese estado han ahorrado ya un total de casi un millón de dólares. Aquí encontrarás más información. Otros estados están haciendo lo mismo: ya son ocho los que han aprobado varias leyes sobre programas de Trabajo y Ahorro, entre ellos California, Connecticut, Illinois, Maryland, Massachusetts, Nueva Jersey, Vermont, y Washington. Panorama general por estado Hawái El Ways and Means Committee (Comité de Medios y Arbitrios) del Senado aprobó recientemente el avance de un proyecto de ley que representa el primer paso para la creación de una opción de Trabajo y Ahorro para los empleadores. Nuevo México Los legisladores estatales crearon recientemente el Retirement Income Security Task Force (Grupo de trabajo sobre seguridad de los ingresos jubilatorios) para estudiar la falta de seguridad en la jubilación y evaluar opciones para el establecimiento de un programa de Trabajo y Ahorro para los empleados privados. El grupo presentará una recomendación este verano. Nueva York El gobernador Cuomo incluyó el Secure Choice Savings Program (Programa de ahorros Secure Choice) en su propuesta presupuestaria para el estado, y AARP está exhortando a los legisladores a que lo incluyan en el presupuesto final que aprueben. Si las empresas participan, los empleados podrían invertir en cuentas personales de jubilación (IRA) por medio de deducciones del cheque de nómina —sin utilizar dólares de los contribuyentes—.  Pensilvania Los legisladores de Pensilvania han creado un grupo de trabajo para investigar maneras en que los trabajadores podrían ahorrar con mayor facilidad para la jubilación. Un grupo bipartidista de legisladores, que incluye a los líderes de ambos partidos y a AARP, anunció recientemente el lanzamiento de http://www.retirementpa.com/, un nuevo sitio diseñado para ayudar a los residentes de Pensilvania a mejorar la seguridad de su jubilación. Carolina del Sur AARP Carolina del Sur ha creado el Work and Save Task Force (Grupo de trabajo Trabajo y Ahorro), el cual diseñó un esquema llamado Palmetto Retirement Savings Program (Programa de ahorros jubilatorios Palmetto). Este programa hará que a las pequeñas empresas y a las organizaciones sin fines de lucro les resulte más fácil crear una cuenta privada de ahorros jubilatorios para sus empleados. TennesseeEl proyecto de ley Voluntary Retirement Savings Account (Cuenta de ahorros jubilatorios voluntarios SB1720/ HB 2051) presentado en la Asamblea General de Tennessee permitiría que el Tesorero del Estado establezca un programa de cuentas de jubilación para empleados. VirginiaLos legisladores aprobaron una resolución para estudiar la viabilidad y los méritos de un programa facilitado por el estado para los empleadores y aquellos trabajadores que no tienen acceso a un plan de ahorros jubilatorios ofrecido por el empleador. WyomingEl Senado de Wyoming aprobó el Retirement Income Security Task Force (Grupo de trabajo sobre seguridad de los ingresos jubilatorios), que deberá presentar un informe sobre sus observaciones, recomendaciones y propuestas al Labor, Health and Social Services Interim Committee antes de diciembre del 2018. La Cámara de Representantes está analizando actualmente la legislación pendiente.  AARP apoya firmemente los programas de ahorro para la jubilación que ayudarán a todos los trabajadores a hacer crecer sus ahorros jubilatorios para poder tomar control de su futuro, hacer frente al creciente costo de vida y estar preparados para las necesidades futuras. Para mantenerte al día con el trabajo que estamos realizando en tu estado y en todo el país, inscríbete para recibir nuestras alertas electrónicas en el boletín electrónico de AARP Advocates, sígueme en Twitter @roamthedomes o visita la  página web de tu estado.
WorknSave_Square
My Pop was fond of sharing this Irish Blessing with us – May there always be work for your hands to do. May your purse always hold a coin or two. We’re all searching for that pot of gold at the end of the rainbow. Most of the time, though, we aren’t lucky enough to just find it; we have to put our time, energy, and determination into earning it. Unfortunately, many Americans who work tirelessly throughout their lives have no way to save for retirement at work.How many? 55 million. These employees often work for small businesses that don’t offer traditional retirement plans, citing high costs and administrative burdens. Yet, national research shows that people are 15 times more likely to save for retirement if they can do so at work.That’s why AARP is pushing for Work and Save; state-sponsored retirement programs that make it easier for businesses to offer retirement options for employees – and for employees to take charge of their financial futures. As we’re starting to see in states across the country, Work and Save is a win-win for employers and employees.State Work and Save ProgramsIn 2017, Oregon was the first-in-the-nation to launch this innovative solution that lets employees save for retirement through payroll deductions, without any ongoing fees or risks for the employer. Since the launch of OregonSaves, about 4,500 Oregonians have already put away a total of nearly $1 million. See more here.Other states are following suit – eight other states have already passed various Work and Save legislation including: California, Connecticut, Illinois, Maryland, Massachusetts, New Jersey, Vermont, and Washington.A Glimpse Across the StatesHawaiiThe Senate Ways and Means Committee recently advanced a bill that takes the first step to create a Work and Save option for employers.
Search AARP Blogs