La dieta antiinflamatoria de la estrella de fútbol americano —¿es saludable o no?

1140-football-stars-anti-inflammatory-diet-healthy-not-tom-brady-giesel[3]

In English | Cero productos lácteos. Cero cafeína. Cero azúcar. Cero champiñones, pimientos o berenjena. Los tomates, en rara ocasión. Quizás una vez al mes. Y muchísimos vegetales verdes.

Si te dijera que esta dieta antiinflamatoria es de un nutricionista poco conocido, es probable que dejes de leer esto ahora mismo. Pero no, esta dieta antiinflamatoria la sigue Tom Brady, el mariscal de campo superestrella de los New England Patriots, quien a sus 38 años es uno de los mariscales de campo de más edad en la NFL y todavía está en su mejor momento.

Sin duda, la inflamación es un tema médico muy popular en estos días; los expertos la conectan con una variedad de enfermedades crónicas, desde dolor en las articulaciones hasta enfermedades cardíacas y cáncer. Para este gran atleta es súperimportante mantener una buena salud, razón por la cual él —y su esposa, la modelo Gisele Bundchen, y sus dos hijos— evitan comer de una lista de alimentos que supuestamente pueden causar inflamación, según lo que comentó su chef personal en una entrevista reciente —la cual provocó que la gente se preguntara "¿él no come qué?"—.

Foto: Alimentos antiinflamatorios

Según el chef Allen Campbell, un 80% de la dieta de Brady se basa en vegetales. "El 20% restante son carnes magras: bistec orgánico proveniente de animales criados en régimen de pastoreo, pato de vez en cuando y pollo. En cuanto al pescado, casi siempre cocino salmón salvaje", le dijo a Boston.com.

Otras restricciones:

"Cero azúcar blanco. Cero harinas blancas. Cero glutamato monosódico (MSG). [Tom] no come solanáceas porque no son antiinflamatorias. Por lo tanto, cero tomates, pimientos, champiñones o berenjenas. Incluyo tomates de vez en cuando, quizás solo una vez al mes. Tengo mucho cuidado con los tomates. Causan inflamación.

"¿Qué más? Cero café. Cero cafeína. Cero hongos. Cero productos lácteos. Los niños comen frutas. Tom, no tanto. Puede que coma bananas en una batida. Pero de lo contrario prefiere no comer frutas", dijo Campbell.

CBS Sports dijo que la dieta era "muy rara". Vanity Fair la calificó como "un poco lamentable". Time.com expresó que era "demasiado estricta".

Pero la doctora Roxanne Sukol, especialista en medicina preventiva con el Wellness Institute de la Cleveland Clinic, está en total desacuerdo.

¿Te gusta lo que estás leyendo? Recibe contenido similar directo a tu email.

"Él está haciendo un excelente trabajo en proteger su salud", dijo en una entrevista. "Lleva una dieta muy nutritiva que se basa principalmente en alimentos integrales". No todo el mundo tiene que seguir todas sus restricciones, añadió: "Puede que él sea más exigente porque el estrés y la tensión en su sistema son mucho más altos que para todos nosotros".

Aun así, podemos aprender de las elecciones de Brady, dijo Sukol, desde comer muchos vegetales frescos hasta no comer demasiada carne o dulces. A continuación encontrarás algunas reglas de su dieta antiinflamatoria dirigida a aquellos de nosotros, de cualquier edad, que no somos estrellas de fútbol:

 

  • Elimina los alimentos procesados de tu dieta. La mayor cantidad de inflamación —tal vez un 90%— proviene de los alimentos procesados. Si reduces la cantidad de alimentos procesados que comes, la inflamación reducirá.
  • Evita el azúcar. Si quieres un dulce, es mejor que te comas algo hecho en casa en vez de algo procesado. Una galleta de avena con chispitas de chocolate hecha en casa será mejor para ti que una que venga en un paquete.
  • Trata de eliminar un alimento durante, por lo menos, dos semanas. Las personas tienen diferentes sensibilidades. Algunas son sensitivas a los tomates, o el brócoli les da dolor de cabeza, o los productos lácteos les da diarrea, o tienen brotes en la piel. Si crees que un alimento en particular no te está haciendo bien, deja de comerlo por completo durante dos semanas. Si te sientes mejor, es probable que tu sospecha sea correcta.
  • Intenta tomar mejores decisiones con la mitad de los alimentos que comes. No tienes que ser completamente perfecto. Es probable que tomemos mil decisiones relacionadas con la comida en un día. Si puedes mejorar la mitad de esas decisiones —por ejemplo, más frutas y vegetales— te sentirás mejor y te quedarán mejor los pantalones.

 

Foto: Andrew H. Walker/Getty Images

También te puede interesar:

Search AARP Blogs